Patologías - Hiperlordosis lumbar


¿Qué es la hiperlordosis?


Hiperlordosis en un niño.
La hiperlordosis lumbar es una acentuación patológica de la curvatura lordotica fisiológica. También llamado un aumento de la concavidad posterior.


¿Qué causas lo produce?


No existe una causa determinante para crear una hiperlordosis, sus causas son muy variadas:

Zapatos de tacón: Obligan a mantener a la columna lumbar en postura hiperlordotica, aumentando así su curva.

Hábitos posturales: Sentarse en posiciones incorrectas o mantener ciertas posturas que agudizan dicha hiperlordosis.

Bailarines: Mantienen posturas que acentúan la hiperlordosis.

Ballet: Igual que la anterior.

Sedentarismo: Crea una disfunción y debilidad de la musculatura abdominal y lumbar, agudizando así cualquier lesión.

Obesidad: La debilidad o disfunción de la musculatura abdominal provoca un desplazamiento del centro de gravedad hacia delante, arrastrando así a la columna lumbar a producir una hiperlordosis.

Embarazo: El aumento progresivo por peso y volumen del feto dentro del vientre materno provoca un desplazamiento del centro de gravedad hacia delante.

Descompensación muscular: Esta descompensación se da en la musculatura anterior y posterior, es decir abdominal y lumbar.


¿Qué tratamiento es adecuado?


Primeramente hay que analizar las posibles causas que provocan tal descompensación para tratar correctamente. El tratamiento en consulta se basa en tratar estas descompensaciones y aconsejar ejercicio para corregir la descompensación muscular.


¿Qué papel juegan las vísceras?


Una disfunción visceral unida a una debilidad en la musculatura abdominal provoca que la masa visceral pierda su posición descolgándose y arrastrando anteriormente así a la columna lumbar, siendo una causa muy habitual de hiperlordosis. En estos casos el tratamiento visceral es imprescindible a fin de rearmonizar la zona visceral disminuyendo los grados de hiperlordosis.


¿Es recomendable hacer ejercicio?


El ejercicio es fundamental para la corrección de la hiperlordosis lumbar, por un lado hay que realizar ejercicios compensadores que potencien la debilidad y también realizar ejercicios de estiramientos de la pelvis y cuádriceps como por ejemplo: sartorio, tensor de la fascia lata, recto anterior, extensores del raquis y psoas. Este último es muy importante ya que es un músculo muy potente y una prolongada contractura mantiene a la columna lumbar en hiperlordosis.